Homilia - 3 diciembre, ano 2017